Entradas

En DediCares hemos comenzando el nuevo año con energías renovadas y con la misma ilusión por el trabajo bien hecho. El cuidado de las personas mayores con la mejor de las atenciones. Una labor que, ahora más que nunca, se hace de especial importancia para nuestros familiares y seres queridos.

Después de un año tan complicado como ha sido el 2020, parece que hubiera pasado mucho más tiempo desde nuestra publicación para despedir 2019. Hemos vivido con especial preocupación las consecuencias que la pandemia originada por la COVID-19 podría acarrearen el día a día de las personas mayores.

Ante estas adversidades sólo podemos sentir más reforzada la relevancia de la vocación y la atención personal para conseguir un cuidado óptimo. Adaptados a cada caso y a las necesidades de las personas en la atención en sus hogares.

Atención personalizada y adaptada a las necesidades

Cada persona es diferente, y todos y cada uno de ellos tienen derecho a una atención adecuada a sus necesidades. En DediCares somos conscientes de que uno de los beneficios de los cuidados en el domicilio es precisamente el de poder seguir en la comodidad del hogar. Por eso queremos que la presencia de nuestros cuidadores se adapte a esos hogares de la mejor forma posible.

Ofrecemos una amplia lista de servicios adaptables y que se puede consultar para más información.

Entre otras cosas estamos especializados en la aplicación, el control y el seguimiento de la medicación y los tratamientos médicos prescritos por un facultativo. Así como de la atención sanitaria en tratamientos médicos y de enfermería.

En DediCares también podemos ser un importante apoyo en el desarrollo de las tareas domésticas del usuario para favorecer su autonomía. Desde el acompañamiento, la supervisión de la persona de día o de noche, o durante una hospitalización. Nuestros cuidadores también se pueden encargar de tareas sencillas en el hogar, por el bienestar de la persona al cuidado. O de realización de recados y compras domésticas.

Para favorecer el bienestar de las personas bajo cuidado ofrecemos diferentes servicios centrados en: el aseo personal, la elaboración de menús para una alimentación saludable y establecida por un facultativo, o la realización de actividades para la estimulación física y cognitiva. Tan importante ahora para combatir las consecuencias de los largos periodos en casa por la COVID-19.

Un equipo de cuidadores seleccionado por su experiencia

Entre los cuidadores y las cuidadoras de DediCares se encuentra un elenco de personas llenas de vocación y pasión por su trabajo. Es sin duda la clave que marca la diferencia en su forma de ofrecer atención y cuidados. Con una actitud positiva, muy profesionaly siempre atentos a las necesidades de nuestros usuarios.

Pero además son cuidadores seleccionados por su formación y por su experiencia. El equipo de DediCares cuenta con una amplia experiencia demostrable en el sector. Con formación específica en el ámbito socio-sanitario y con experiencia previa en las labores que desarrollan. Un compendio de conocimiento y experiencia que consideramos necesario para alcanzar una buena sintonía entre cuidador y usuario.

Si estás preocupado porque algún familiar, que viva cerca o lejos de ti, pueda sentirse solo o necesite cuidados. O si crees que puede necesitar acompañamiento profesional, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

 

contacta personas mayores a domicilio

modelo de atención mayores hogar

Durante esta pandemia, y a consecuencia del coronavirus, se ha puesto en evidencia la necesidad de repensar el sistema de cuidados y el modelo de atención a las personas mayores algo obsoleto y anclado en ámbitos como el paternalismo y la universalidad, dejando a un lado cuestiones como la atención personal y el refuerzo de la autonomía.

Debido a la situación que estamos atravesando y las miles de personas, sobre todo mayores que han fallecido –principalmente, en residencias- se hace imprescindible establecer y desarrollar nuevos modelos donde se ponga el centro de atención en las necesidades reales de los más mayores.

Las residencias, hasta la fecha, han sido instituciones jerárquicas donde se le ha dado mucha importancia a cuestiones burocráticas y a aspectos administrativos, dejando, en muchos casos, relegadas las actividades focalizadas en mejorar la vida y el bienestar de los propios usuarios.

Todo esto ha repercutido negativamente en la gestión de las residencias donde ha habido: cambios constantes de profesionales sanitarios, desconocimiento de las necesidades asistenciales y de cuidados de los usuarios, escasez de recursos, errores en el sistema de atención,…

Los problemas estructurales del sistema de residencias de mayores en España se han mostrado visiblemente con la pandemia. Las residencias se han convertido en un foco muy importante de la crisis sanitaria. Las cifras de fallecidos y los errores en cadena han mostrado la cara amarga de una gestión que necesita ser revisada.

 

La transformación del modelo asistencial: ¿quiénes son los motores del cambio?

Las administraciones públicas con competencias en asuntos sociales y sanitarios son los que deben encabezar el cambio necesario para desarrollar un modelo asistencial que cubra las exigencias y los requerimientos de las personas de la tercera edad sin caer en los fallos cometidos hasta la fecha, y que han perjudicado seriamente a los mayores.

El nuevo modelo asistencial debe entender que las personas de más edad necesitan su autonomía y necesitan estar en sus casas. Y éstas son cuestiones que deberán ser tenidas muy en cuenta a la hora de desarrollar nuevas políticas sociales asistenciales.

 

Los mayores y su autonomía: el hogar el mejor lugar

Las personas mayores deben recuperar el control de sus vidas que no debían haber perdido en el camino de su envejecimiento, por muy dependientes que fueran. Por ello, es necesario que vuelvan a tener la autonomía necesaria para vivir con dignidad.

En este sentido, en ese camino por establecer un envejecimiento digno, nuestra casa se constituye como el mejor sitio para estar y para ser cuidados. Así lo piensan la gran mayoría de los expertos en la materia.

Los hogares son el lugar más idóneo. Lugares que deben estar adaptados, que cuenten con una atención domiciliaria más transversal cubriendo las necesidades personales (físicas y psíquicas) del paciente, y apoyando y contribuyendo también al bienestar de la familia que cuida de la persona mayor.

En esta atención más personalizada y más acorde con los intereses de los mayores, es imprescindible incluir el acompañamiento profesional el cual cubra las necesidades psicológicas, emocionales y sociales del usuario con el fin de que mantenga su identidad y su autoestima.

contacta personas mayores a domicilio Dos Hermanas

Sin lugar a dudas, tomar la decisión de vivir sola en casa cuando llegamos a una edad, no debe ser una tarea fácil. Es una decisión que probablemente deberá ser consensuada con la familia, muy preocupada por tu estado de salud y de tu independencia a la hora de realizar actividades cotidianas como el aseo personal o las tareas domésticas.

En muchos casos, un miembro de la familia te ayudará a realizar los mandados o te recordará la administración de los medicamentos. Pero en otros muchos, será necesaria la ayuda de un cuidador profesional que te atienda si tu movilidad es reducida o cuando requieras cuidados sanitarios concretos.

¿Qué puede hacer por ti un cuidador a domicilio? 

Cada vez más personas mayores deciden vivir en su casa con el cuidado puntual de profesionales expertos en la atención a domicilio. En España más dos millones de mayores de 65 años viven solos, según los datos del Instituto Nacional de Estadísticas. Se estima que 9 de cada 10 personas mayores prefieren vivir en su hogar, sin tener que trasladarse a residencias o a casas de familiares, con la comodidad de estar en su domicilio con sus pertenencias y conociendo muy bien el entorno.

La colaboración de un profesional que te ayude y te cuide en tu casa dependerá de muchos factores, por ello, es necesario tener en cuenta las particularidades de cada caso. La autonomía es el factor clave para conocer la necesidad del acompañamiento de un cuidador a domicilio. Hay que conocer bien la independencia y las limitaciones que se tiene a la hora de realizar actividades cotidianas como ducharse, peinarse, hacer la comida, etc. Estos aspectos serán relevantes si se quiere optar por la ayuda de un experto.

Un cuidador a domicilio podrá ayudarte en el aseo personal, te servirá de apoyo para la movilización (ayuda al acostarse o levantarse), te atenderá en los cuidados sanitarios, te podrá atender en las tareas domésticas, te servirá de acompañamiento para hacer los recados y te aconsejará en el fomento de hábitos saludables. Aspectos fundamentales si tomas la decisión de vivir sola en tu casa.

¿Qué tipo de profesional deber ser un cuidador a domicilio?

Es primordial que a la hora de buscar un cuidador a domicilio, éste sea una persona cualificada con conocimiento sobre las tareas que va a realizar. Para ello, no dudes en preguntar cuál es su formación y si tiene experiencia en la materia.  Hay tareas fáciles de ejecutar pero hay otras, como las relativas a la ayuda en la movilidad, cuidados sanitarios, que deben ser llevas a cabo por un profesional.

Tienes que elegir a un cuidador que te genere confianza y con el que mantengas un trato cordial. Debes ser tú quién te va a atender aunque, por supuesto, puedes contar con la colaboración y los consejos de tu familia. Es importante una buena relación entre los dos, por eso es clave que la elección la hagas tú. Ante cualquier duda, consúltale y confía en su buen hacer.

 

solicitar presupuesto DediCares